Cuquita
Cuerpo

Algunos productos naturales como el café,  son ideales para la exfoliación de la piel tanto del rostro como del cuerpo y mucho más beneficiosos para la piel. El café es perfecto para eliminar las células muertas, reactivar la circulación, facilitar la reducción de la celulitis y devolver la tersura y la suavidad natural a la dermis.

Solo necesitas seguir estos pasos para preparar el café y hacer una buena exfoliación durante tu ducha:

1.- Necesitas, 2 tazas de café molido, media taza de azúcar blanco, 3 cucharas de aceite de oliva o de aceite de almendras, según sea tu preferencia.

2.- Toma  un recipiente de cristal para hacer la mezcla. Colocando en él el café molido junto al azúcar blanco y mezcla bien ambos ingredientes con la ayuda de una cuchara.

3.- Ya que tengas todo  bien mezclado, agrega poco a poco el aceite que hayas elegido, ya sea el de oliva o el de almendras. Remueve la mezcla con la cuchara hasta obtener una especie de pasta bastante espesa y seca.

4.- Ahora es el turno de usar el exfoliante,  lo ideal es ponerlo durante la ducha, aplicándolo dando un masaje con movimientos circulares sobre aquellas zonas del cuerpo que desees exfoliar.

5.-Después de usar el exfoliante, retíralo con agua tibia y cuando salgas de la ducha, no olvides aplicar una loción corporal hidratante o humectante para mantener la piel en buen estado.